viernes, 9 de octubre de 2009

Ayer me levanté a las 3:00 am, me duché, me vestí, encendí la compu, me llevé una grata sorpresa, subí mis maletas al carro, crucé la frontera de Tijuana a Estados Unidos, llegué al aeropuerto de San Diego, esperé un poco, me subí al avión, volé a Phoenix, me subí a otro avión, volé a Chicago, fui al Bus Shuttle Center, tomé un camión a Janesville, Wisconsin. Esperé un poco, fueron por mi, fui a cenar y por ahí de las 8:30 pm ya estaba en Edgerton, Wisconsin.

Fue un día un poco largo, pero en el que me encontraba tomando un camino que por primera vez tomé cuando tenía 13 años, que he tomado varias veces, y que tenía mucho que no tomaba.

Durante el recorrido tuve el regalo del tiempo...tiempo en el que lo que tenía que hacer era moverme de un lugar a otro, y mientras lo hacía puder pensar, reflexionar, recordar, escribir y...pues también dormir un poco jeje

Y ahora no me queda más que aprovechar esta nueva etapa y la verdad estoy muy emocinado...espero que todo salga como está planeado, y si no...pues adaptarse.

Espero también poder retomar mi blog un poco más. Cuando estuve viajando por México durante el verano estuve escribiendo casi a diario. Ahora espero por lo menos escribir una vez a la semana. Seguro tendré mucho que contar...

Alratillo!

2 comentarios:

poppy brambleburr dijo...

a huevo! escribe para tus fans gabriel :) todos quieren seguir al salmon. don't disappoint them! saludos x

El Andariego dijo...

that is the idea heleeen!!!! Saludos desde the land of cheese!